Saltar al contenido
Recetas de Tartar

Moldes de tartar

moldes de tartar

Los moldes de tartar te permitirán estratificar los distintos ingredientes, a la vez que compactarlos para evitar que se desmoronen. Porque por los ojos también se come y un buen emplatado es una parte fundamental en el éxito de todo plato.

Hay muchas maneras de presentar un steak tartar, pero la más habitual de todas es emplatarlo con un molde de cocina, ya sea circular, cuadrado, rectangular o de la forma que más te guste.

Hemos recopilado para ti algunos de los mejores modelos de moldes de tartar que puedes comprar online, por si te animas a preparar uno en casa, aunque te servirán también para otro tipo de elaboraciones culinarias, sobre todo para postres y repostería.

Packs de moldes de tartar

Si eres de los que cocinan habitualmente tartar, o pequeñas tartas y bizcochos, una buena idea es tener en casa un juego de moldes para emplatar, siempre que sea posible con tirador para facilitar la tarea de desmoldar.

Aquí van algunos tipos de moldes y aros de emplatar en packs que te pueden interesar por su calidad y su precio económico:

 

Para gente que no es solo cuadriculada está hecho este conjunto de moldes de acero inoxidable con distintas formas. Apto para lavavajillas y horno. Van en una caja compacta para que queden bien recogidos y ordenados.

 

Este juego básico de Tescoma incluye cuatro moldes de acero inoxidable. Tienen una altura de 5 centímetros y un diámetro de 10,5 centímetros. Hay dos en forma cilíndrica, uno cuadrado y uno triangular. Son aptos para el lavavajillas y los puedes meter en el microondas. No incluyen prensador.

 

Este kit de Hulisen contiene cinco moldes de acero inoxidable en color plateado, con prensador y con formas de círculo, cuadrado, triángulo, flor y corazón. Sus medidas aproximadas son de 8×4 centímetros. Son aptos para lavavajillas, congelador y horno, y también sirven como herramienta de corte para repostería.

 

Este set de Gefu tiene 10 piezas. Los moldes son todos en forma de aro, con dos unidades por cada distinto tamaño: 4×3 cm, 6×4 cm y 8×5 cm. Incluye sus respectivos prensadores y un mango para desmoldar con facilidad. Basta con enroscar el mango a cada disco, empujar y así podrás compactar tu tartar y darle forma circular sin que se desmonte.

Moldes para tartar con formas

Puede que no requieras un conjunto de moldes de tartar porque sólo lo cocinas muy de vez en cuando. En este caso lo más probable es que lo hagas en ocasiones especiales.

Y para ello, nada mejor que elegir moldes con formas que te permitan «tematizar» tu menú según la fecha o la celebración. Aquí tienes algunos ejemplos:

Si deseas enviar un mensaje claro y directo con tu tartar a esa persona que tanto quieres, nada mejor que este molde en forma de corazón para conquistarla por el estómago. Está fabricado en acero inoxidable y se puede meter en el lavavajillas. Tiene unas medidas de 8×4,5 centímetros y 0,9 milímetros de grosor.

 

El tartar es un plato ideal para formar parte de un menú navideño. Y qué mejor que presentarlo en forma de árbol de Navidad. Este molde es de acero inoxidable y tiene unas medidas de 10x10x4,5 centímetros.

 

Nada mejor para quedar como un cocinero estelar. Este molde con forma de estrella de cinco puntas está hecho en acero inoxidable y tiene unas medidas de 10×4,5 centímetros. No incluye prensador.

 

Otra opción romántica es este molde de tartar con forma de labios. Está hecho de metal y te servirá también para cortar galletas.

¿Quieres ver más tipos de moldes de cocina?

Ahora que ya has visto los moldes de tartar, es probable que te interese conocer mejor dos ingredientes básicos para estas elaboraciones: